viernes, 18 de febrero de 2011

ESTOY A PUNTO DE...

Si, a punto... Bueno, que "a punto" ni que niño muerto. Ya he cambiado mi vida. No por lo que habéis leído en entradas anteriores. Estas sólo eran consecuencias de cambios de mayor calado.
Y esos cambios vienen dados por una necesidad, o como queráis llamarlo, de ser uno más.
Arrobita y yo lo hemos hablado intensamente. Nuestra relación avanza y nos ha llevado al punto "aumentar la familia". Punto que ha sido aprobado por 4 votos a favor y ninguno en contra -no hubo tongo, que los gatos también participan en las decisiones domésticas-.
Para ello hemos barajado todas las posibilidades y hemos elegido la que más nos ha convencido. Que no es la más sencilla.
Estamos ya inmersas en el proceso de acogida de un niño. Y encima, afinando un poco más, niño con especial dificultad (con alguna enfermedad, grupos de hermanos, etc).
Si, si, lo hemos meditado muuuucho.
No, no sobemos dónde nos metemos.
Si, si hablamos y hablamos.
No, no es una opción a la adopción, ni la medalla de consolación.
Si, si contamos con una familia que nos apoya.
No, no hemos resuelto todos los interrogantes que se generan.
Si, si estamos muy ilusionadas.
No, no es por no acudir a tratamientos de fecundación varia.
Si, si pensamos que esos niños también tienen derecho a integrarse en una familia.

¿Qué queréis que os diga? Pensamos que, el amor que nos une, puede hacer mucho bien a un niño. Y más a un niño que no ha tenido suerte ya antes de nacer.

El mundo está loco, pero siempre hay un hueco para el amor.

7 comentarios:

Dark dijo...

Es una bunea opción, siempre y cuando tengais claro todas las situaciones que puede llevar, incluida la posible devolucion del acogido a sus padres biolicos. En cuanquier caso, me alegro por vosotras. Un fuerte abrazo.

lunares dijo...

Gracias por tus palabras.
La verdad es que es algo que siempre nos están recalcando. Pero bueno, veremos cómo nos apañamos.

hep dijo...

Es maravilloso...con todas las dudas y todos los interrogantes. Tu último párrafo es.....elocuente por sí solo. Vuestro amor va a cambiar la vida de ese niño, sea el tiempo que sea, y le afectará positivamente el resto.
Ahora sí que ha tenido suerte, y ya era hora seguramente.

Imagino la felicidad mezcla de incertidumbre que debéis tener. Lo vais a hacer genialmente bien.

Un abrazo

lunares dijo...

Lo has clavado, compañera, felicidad e incertidumbre. Un montón de sentimientos algo contradictorios, pero intensos.
El futuro dirá cuánto hemos acertado con nuestra decisión. Si creo que es acertada, pero el porcentaje lo dejo pendiente de valoración.
Las cartas están echadas.
Un abrazo.

Spinnaker dijo...

Hay que ser muy generoso para tomar esa opción. Todo va a salir bien, cuando es el amor el eje de nuestras decisiones. Me alegro muchísimo, enhorabuena

lunares dijo...

Chica, Spinnaker, se ven tantas cosas por la tele... Si, tienes razón, tengo que dejar de ver la tele.
Todavía hay mucho camino previo por recorrer. Pero seguro que tendrá la estupenda capacidad de parecer mucho y poco de manera simultánea.
Cosas del tiempo.

Hannah dijo...

si, si es una locura maravillosa.
No, no lo ha pensado nadie, ni los que tienen los propios.
Si, si hay mucho amor y ellos son los que más lo necesitan.
No, no se parecerá a mi retén con pantalones de tirantes y de cuadritos,
pero seguro que
si, si estará siempre por los suelos.... jeje
Besos canija.
Ana